Una vez confirmado tu pago, los pedidos se procesan por lo general en un lapso de 24 a 48 horas en días hábiles (lunes a viernes) sin embargo, dependemos de los servicios de recolección de las distintas paqueterías con las que trabajamos y es por ello que en ocasiones puede llegar a demorar algunos días más hasta que tu pedido quede enviando.